lunes, 31 de octubre de 2016

¿Truco o trato?

¡Halloween ya está aquí! Festividad internacional pagana del 31 de octubre también conocida como La Noche de Brujas. Se Celebra, especialmente, en Estados Unidos, Reino Unido, Irlanda y Canadá. Y, en menor medida, en España y Latinoamérica. 
Se realiza al finalizar la temporada de cosechas en Irlanda para dar comienzo al "año nuevo celta", coincidiendo con el solsticio de otoño. 

En esta noche, las actividades más típica son el truco o trato (los niños recorren las casas de su vecindario disfrazados, pidiendo dulces con la frase «¿truco o trato?»), las fiestas de disfraces, las hogueras, la visita de casas encantadas, las bromas, la lectura de historias de miedo y ver películas de terror.

Por otro lado, es muy típico decorar las casas con calabazas talladas a mano y utilizarlas como linternas colocando una vela en su interior. Son llamadas "jack-o'-linternas" (linterna de Jack en inglés). Estas linternas fueron diseñadas para mantener alejados a los malos espíritus de la casa, colocándolas en la puerta o en la ventana. 

En España no se estila tanto esta tradición pero sí se acostumbra salir a las calles con el disfraz más terrorífico que se tenga. Y los pequeños pasar ilusionados por las casas a pedir dulces.

Aunque aquí se celebra especialmente el 1 de noviembre, Día de Todos los Santos. Tradición católica en la que se realiza una visita donde yacen los seres queridos que hayan fallecido, se les deja flores en las tumbas y se reza por ellos. 


Además, en este día, se suele comer los típicos dulces que son los huesos de santo y los buñuelos.

Los huesos de santo están hechos de almendras, azúcar y patatas. Se elabora con ello una pasta en forma de canuto que se enrolla posteriormente sobre el relleno que consiste en un almíbar de yema y azúcar. Y se decora con azúcar glas, zumo de limón y colorantes.

Y los buñuelos de viento son bolas de masa elaboradas con harina de trigo, manteca y huevos. Se fríen en aceite caliente y pueden llegar a doblar su volumen. Por ello se denominan “de viento”. Pueden estar rellenos de crema, nata, chocolate, trufa, chantillí… Y, opcionalmente, envolverlos con azúcar.



Por último está el Día de Los Muertos que se celebra en México y América Central.
En el Estado de México la celebración del Día de Los Muertos inicia desde la tarde del 31 de octubre. Los panteones se van llenando poco a poco de personas que van a decorar y limpiar las tumbas de los que fallecieron. Al día siguiente es el turno de decorar los mausoleos y lápidas de los adultos. Es común ver mariachis y tríos ofreciendo sus servicios para poder alegrar el rato. Algunos municipios del Estado de México organizan programas culturales para celebrar este día. 

Las ofrendas más comunes son: calaveras dulces, pan, flores, retrato de la persona recordada, agua, comida, calabazas, cirios, incienso… 

Id preparando vuestros disfraces para celebrar esta noche de magia y terror. 

¡Feliz Halloween a todos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario