miércoles, 17 de julio de 2013

Visitando un mercadillo de segunda mano

Las actividades que se organizan en Tía Tula nunca paran, ni siquiera en fines de semana.
El pasado domingo, fui con unos compañeros de Tía Tula a Carbajosa de la Sagrada para ver el mercadillo de segunda mano que se organizaba en este pequeño municipio cerca de Salamanca.
El mercadillo se encontraba en la plaza principal del pueblo, donde había una pequeña iglesia de una preciosa piedra en el centro. Sobre su campanario, que sigue siendo tocado a mano, había un nido de cigüeñas, algo que aunque sea muy frecuente verlo en muchas partes, siempre tiene su encanto y me fascina contemplarlo.

No había demasiados puestos, pero los objetos en venta eran de lo más variados y tenían muchas cosas interesantes: libros, revistas de todos los tipos, muchos dvd, vhs para coleccionistas…

En otros puestos vendían ropa, bisutería, bolsos, zapatos… ¡toda una felicidad para nosotras! Imagino que un poco menos fue para Sergio, el único chico que nos acompañaba en el grupo.
Lo que más me llamo la atención fue ver en venta una cámara cinematográfica de súper 8, con su proyector y los carretes de película. Ya pensaba que era algo que había desaparecido de la faz de la Tierra. Aunque mi padre siga guardando su equipo, junto con los vídeos de cuando yo era pequeña, y eso hizo retomar mis momentos de infancia.
En definitiva, entre el sitio y las cosas que había a la venta, puedo decir que siempre hay algo nuevo e interesante que puedes descubrir con las actividades organizadas en Tía Tula.
Y para ponerle un broche de oro a esta actividad, después de haber dado una vuelta por todos los puestos del mercadillo, nos sentamos en la terraza de un bar que había en la plaza para tomar unas tapas y seguir practicando el español, por supuesto.
Un plan al completo para pasar una tranquila mañana de domingo.

Irene D'Ambra, estudiante en Tía Tula

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada